Fanny, la feminista de las gallinas, está medio arruinada tras conocerse su vida como escort: «Ha bajado el apoyo»

Fanny reconoce que lo está pasando muy mal

El colectivo animalista y vegano, ‘Almas veganas’ y Fanny, una de sus principales promotoras, están pasando por un momento muy complicado.

Después de que se conociera su vida como prostituta de lujo, Fanny ha reconocido que el «santuario está viviendo una época muy difícil» después de conocerse su otro trabajo no tan respetado por las feministas.

El colectivo no solo ha perdido todo el dinero que habían recogido de las donaciones al no cumplir los trámites que le pedía la plataforma con la que consiguieron recaudar más de 30.000 euros, sino que también ha visto cómo sus seguidores han dado la espalda a Fanny por su otro trabajo. «No supimos gestionar la petición de la web de la campaña y automáticamente se devolvieron todos los donativos. Teníamos en esa cuenta 3.400 euros que servían para ayudarnos a pedir una hipoteca para salvar las tierras del santuario».

«Me siento responsable de esta bajada de apoyo. A raíz de hacerse viral mi trabajo hemos tenido una bajada de apoyo grande. Se han dado de baja madrinas, socias, han dejado de llegar donaciones puntuales, ha bajado bastante la venta que hacemos nosotras mismas desde la web. La verdad es que me sabe muy mal», dice Fanny en un vídeo de Instagram.

https://www.instagram.com/tv/CGSk6E9I6iA/?utm_source=ig_embed

La joven, desesperada, pide ayuda para no tener que cerrar el santuario ‘Almas veganas’: «Todo lo que hacemos aquí es por los animales de los santuarios. Nosotros siempre nos hemos posicionado en defensa de las trabajadoras sexuales. Estamos haciendo todo lo posible por ayudar a los animales».

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.